Archivo | Estanterías RSS for this section

Acciones preventivas y elementos de seguridad en estanterías industriales

En el presente artículo, trataremos de resumir las acciones preventivas y los elementos de seguridad que debemos utilizar en nuestros almacenes para un funcionamiento seguro de las estanterías.

Sin lugar a dudas, las estanterías industriales son protagonistas principales en nuestros almacenes y constituyen las herramientas necesarias e imprescindibles para llevar a cabo una correcta operativa logística en nuestras empresas.

estanterías industriales

Si utilizamos inadecuadamente los equipamientos de trabajo, como por ejemplo, los sistemas de almacenaje convencional para carga paletizada (rack selectivo) podemos ocasionar daños verdaderamente importantes:

  • En estanterías.
  • En equipos de manutención.
  • En los bienes almacenados y en el material.
  • Los más graves, lesiones en los trabajadores.

Por este motivo, en ITE recomendamos a los usuarios antes de comenzar a utilizar las estanterías industriales que tengan presentes los elementos de seguridad que disminuyen los riesgos, así como las acciones preventivas.

Acciones preventivas con estanterías industriales

  1. Leer y aplicar las instrucciones que se especifican en el manual de uso del proveedor de las estanterías metálicas.
  2. Designar un PRSES, persona responsable de la seguridad del equipo de almacenaje.
  3. Realizar, de forma anual, las Inspecciones y el mantenimiento de la mano de un experto según lo especificado en la norma UNE-EN 15635 y en el documento NTP852.
  4. No realizar cambios en las estanterías sin previo aviso al proveedor de la estantería y responsable del diseño de la misma.
  5. Respetar los datos que son fundamentales de uso de la instalación recogidos en las placas de características que han de estar actualizadas con la realidad de la instalación y en un lugar visible para el personal.

Elementos de seguridad en estanterías industriales

La actividad diaria que se produce dentro del almacén, conduce a un potencial alto riesgo de accidentes como consecuencia de empujes, golpes, etc., que sufren los elementos estructurales que componen las estanterías industriales.

Generalmente, estos golpes son causados por las carretillas elevadoras que manipulan la mercancía.

Estos golpes tienen especial incidencia en las parte inferior de los puntales y en otros componentes de los bastidores.

Para evitar todos estos riesgos, existen a disposición de los usuarios accesorios de seguridad que ayudan a prevenir riesgos de seguridad y salud del personal que está trabajando.

Protecciones para estanterías industriales

Protecciones de puntales

Según la norma EN 15512 y la NTP 852 es obligatorio proteger todos los puntales que estén situados en las esquinas, es decir en los cruces de los pasillos de trabajo.

Además, cuando el tráfico y la rotación de la mercancía a almacenar sean elevados, es aconsejable proteger el resto de los puntales que dan al pasillo de trabajo.

estanterias-industriales-proteccion-para-esquinas

Protecciones integrales

Es aconsejable su colocación en los extremos de cada alineación situadas que dan a los pasillos de circulación con entradas a los pasillos, y en las alineaciones que dan a los túneles de circulación.

estanterias-industriales-proteccion-para-esquinas

Protección Integral

Travesaños

Estos componentes transversales apoyan, sin necesidad de ningún elemento de unión, sobre los dos largueros de un mismo estante. Sus funciones son las siguientes:

  • Soportar la carga de paletas cuando estas tienen dimensiones inferiores a las del estante.
  • Soportar la carga de paletas cuando para asegurar la estabilidad de la unidad de carga apoyada únicamente sobre los largueros. Puede ser debido a factores como por ejemplo:
  1. Tipo de paleta empleada
  2. Estado de conservación/deterioro en el que se encuentren las paletas
  3. Exceso de peso de la mercancía a almacenar sobre las paletas
  4. Posición de almacenaje en la estantería (normal o girada)
  5. Insuficiente apoyo sobre los largueros debido a excentricidades no recomendables (por ejemplo una Europaleta en bastidores de fondo 1.000 mm).
  6. Dar mayor rigidez al estante de madera de aglomerado.
estanterias-industriales-travesano-aglomerado

Travesaño paleta aglomerado

Mallas de seguridad y anticaída

Estos elementos, están diseñados para proteger áreas de seguridad y caída de mercancías almacenadas según su aplicación y se recomienda su instalación.

  • Mallas de seguridad: cierran o delimitan todo tipo de áreas de seguridad, aislamiento o espacios restringidos.
  • Mallas anti caída: proteger de las posibles caídas de mercancías almacenadas en las estanterías, evitando accidentes a las personas que se encuentren en su área de trabajo.
estanterias-industriales-mallas_seguridad

Mallas de seguridad

Prolongación de bastidores

Estos elementos, protegen de la caída de las unidades de carga por el lateral del bastidor, hacia el pasillo o alvéolo colindante.

Aunque la NTP 852 especifica que los bastidores laterales se han de prolongar por encima del último nivel de carga en 0.5 m y en 0.1 m los interiores, es recomendable prolongar los bastidores laterales exteriores a la altura de la unidad de carga para proteger al personal de la caída de mercancía.

estanterias-industraiales-prolongacion_bastidores

Prolongación de bastidores

Por lo tanto, a la hora de diseñar y utilizar un almacén con sus estanterías, es recomendable y necesario tener en consideración también las medidas de seguridad y de prevención de accidentes que se requieran para un funcionamiento seguro de la instalación, y así reducir los riesgos operativos tanto para bienes como para personas.

Anuncios

Estanterías y formación: una combinación necesaria

La formación sobre el uso de las estanterías contribuye a reducir los riesgos operativos de nuestros almacenes, a mantener en buen estado nuestros sistemas de almacenaje reduciendo los costes de mantenimiento, y mejora las condiciones laborales y el compromiso de los empleados con la empresa y con la seguridad.

aula-de-formación-de-Noega-Systems

La vida debe ser una continua formación (Gustave Flauvert)

Las estanterías y los sistemas de almacenaje son equipamientos con los que el personal y trabajadores de nuestros almacenes están en constante contacto e interacción. Son equipamientos que soportan elevadas cargas en altura y que están sometidas a impactos y daños provocados por los equipos de manutención en las operaciones de carga y descarga.

La optimización en la gestión empresarial y la presión competitiva de los mercados, obliga a las empresas a optimizar cada vez más sus inmovilizados, reduciendo stocks para liberar recursos financieros pero simultáneamente manteniendo e incluso incrementando el nivel de servicio prestado a sus clientes.

Esto se traduce en los almacenes en mayores rotaciones de las mercancías, más operaciones de carga y descarga en las estanterías, y en definitiva un incremento de la actividad y las exigencias sobre nuestros equipos de almacenaje.

Esta intensificación en la actividad de los almacenes conlleva aparejada una mayor exigencia en cuanto a las revisiones y mantenimiento de las estanterías, pero también y en lo que nos queremos centrar hoy, conlleva la necesidad de contar con personal más y mejor cualificado y formado que pueda hacer frente con garantías a esta mayor exigencia operativa de nuestros almacenes.

Concienciación sobre los riesgos

Uno de los objetivos más importantes de la formación para el uso correcto y seguro de los sistemas de almacenaje y las estanterías es sin duda la concienciación sobre los riesgos aparejados con el uso de estanterías industriales, y la transmisión de conceptos básicos sobre la naturaleza y características generales de estos equipamientos.

La experiencia nos indica que se hace necesario insistir a los trabajadores de los almacenes y a las personas responsables en la empresa que las estanterías hay que utilizarlas de forma adecuada, y llamando la atención sobre el hecho de que estanterías golpeadas y dañadas son estructuras debilitadas cuyas prestaciones se ven disminuidas respecto a las del diseño original lo que supone una disminución de la seguridad general del sistema de almacenaje.

Hay que recordar que en los almacenes y durante la utilización de las estanterías, se manipulan y almacenan cargas en altura y se emplean equipos de manutención muy pesados que de no usarse adecuadamente pueden generar situaciones de riesgo para personas y materiales.

Uso correcto de los equipos de almacenaje

Junto con la concienciación sobre los riesgos inherentes al uso de las estanterías, el otro gran objetivo de la formación ha de ser formar en el uso correcto de los sistemas de almacenaje.

Por su diseño y las tecnologías empleadas, las estanterías industriales son equipamientos muy robustos y con capacidad para soportar elevadas cargas en altura. El hecho de ser equipamientos estáticos anclados al suelo, generalmente de grandes dimensiones y cuya materia prima es el acero, puede erróneamente y de forma intuitiva hacer pensar a los usuarios que no es preciso seguir (o que ni siquiera existen) indicaciones específicas para un correcto uso de las mismas.

Pero nada más lejos de la realidad. Las estanterías industriales y en general los equipamientos de trabajo se pueden usar correctamente siguiendo las instrucciones de uso facilitadas por el proveedor y contando con personal adecuadamente formado, o se pueden utilizar de forma no adecuada por personal insuficientemente formado con el consiguiente incremento del riesgo y de deterioro del sistema de almacenaje.

Es importante transmitir que las estanterías no deben ser golpeadas por los equipos de manutención ni por las cargas que deben ser depositadas de forma suave y vertical evitando descargas bruscas que pueden deteriorar el equipo, que no se desplacen las cargas por arrastre sobre las estanterías, que haya una distribución uniforme de las cargas sobre los niveles de almacenaje, etc.

También es muy importante formar sobre las posibilidades y limitaciones que existen respecto de modificaciones que sea necesario hacer en las estanterías. Sin pretender formar técnicos en cálculo de estanterías, los operarios y los responsables de los almacenes sí que tiene que conocer las implicaciones que tiene cambios en las alturas de los niveles o traslados de estanterías completas a otras ubicaciones del almacén. Es fundamental que se sepa la forma realizar este tipo de actuaciones correctamente y siempre en colaboración con el proveedor del equipo de almacenaje.

Obligaciones legales

La formación además de las funciones anteriormente indicadas de concienciación sobre los riesgos y de uso correcto de los equipos de almacenaje, cubre la no menos importante función de cumplir con la obligación legal que tienen todas las empresas de formar a sus trabajadores sobre los riesgos en el uso de equipos de trabajo.

El Real Decreto RD 1215 / 1997 de 18 de Julio por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de trabajo, define en el punto 2.a) que equipo de trabajo es cualquier máquina, aparato, instrumento o instalación utilizada en el trabajo. Las estanterías de nuestros almacenes entran plenamente es esta definición por lo que les resulta de aplicación este Real Decreto.

Respecto a formación, el RD 1215 / 1997 en su artículo 5 “Obligaciones en materia de formación e información” dice en su apartado 1:

“De conformidad con los artículos 18 y 19 de la ley de Prevención de Riesgos Laborales, el empresario deberá garantizar que los trabajadores y los representantes de los trabajadores reciban una formación e información adecuadas sobre los riesgos derivados de la utilización de los equipos de trabajo, así como sobre las medidas de prevención y protección que hayan de adoptarse en aplicación del presente Real Decreto”.

Es decir, las empresas tiene que promover proactivamente la formación de sus trabajadores en cuanto a la utilización segura de las estanterías y sistemas de almacenaje.

Normativas a considerar

Junto con la formación en cuanto a riesgos relacionados con la utilización de las estanterías, es relevante incluir en la formación y mencionar en sus aspectos más relevantes, las normas técnicas principales que afectan a las estanterías.

Las normas más relevantes (aunque no las únicas) sobre las que es recomendable transmitir conceptos básicos son:

UNE EN 15635:2010 Almacenaje en estanterías metálicas. Uso y mantenimiento de los equipo de almacenaje – en esta norma entre otras cosas se especifica como se han de revisar e inspeccionar las estanterías.

UNE 58013:2010 Almacenaje en estanterías metálicas. Requisitos para el tratamiento de elementos dañados.

UNE 58014:2012 Almacenaje en estanterías metálicas. Validación de los equipos de almacenaje.

NTP 852 Almacenamiento en estanterías metálicas. Publicado por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo.

Quien tiene que recibir la formación

En las empresas y en nuestros almacenes hay diferentes funciones y personas que han de estar convenientemente formadas para un uso adecuado y seguro de los equipos de almacenaje y estanterías.

1.       PRSES o Persona Responsable de la Seguridad del Equipo de Almacenaje. Esta es una persona clave que surge con la publicación de la norma UNE EN 15635:2010. Es la persona nombrada por la dirección y que es el responsable de la seguridad del equipo de almacenaje.

2.       Inspectores Visuales. Según el RD 1215/1997 y la norma UNE EN 15635 los equipos de trabajo y en concreto las estanterías han de ser revisadas periódicamente. Las empresas se pueden dotar de este personal que ha de conocer las normativas a aplicar y los requisitos a cumplir para que puedan realizar inspecciones visuales con garantías.

3.       Personal de mantenimiento para la realización de trabajos de mantenimiento básico que afecten a las estanterías.

4.       Usuarios directos. Operarios y conductores de equipos de manutención (como carretillas elevadoras o recogepedidos). Son las personas que tienen un contacto diario directo con las estanterías.

Cada una de estas figuras y funciones han de recibir una formación específica en cuanto a estanterías y que esté acorde con las labores diarias que realizan.

Personal formado contribuye a que la empresa disponga de equipos de almacenaje más seguros, que se reduzcan los riesgos de la operativa con estanterías, reducir costes de mantenimientos de los sistemas de almacenaje y cumplir con la legislación y las obligaciones existentes.

Para cerrar este artículo quisiéramos hacerlo recordando otra cita, en este caso de Derek Bok:

“Si usted piensa que la educación es cara, pruebe con la ignorancia”.

Cambios en estanterías: como hacerlos de forma correcta

Las estanterías y los equipamientos de almacenaje de nuestros almacenes son una parte importante de la operativa de las empresas. Las actuales circunstancias empresariales y de mercado, en las que la flexibilidad se impone y los cambios son continuos, obliga también a adaptar las estanterías y los almacenes a las nuevas necesidades.

estanterías convencionales para carga paletizada de Noega Systems

Cambios en las dimensiones o pesos de las unidades de carga, reubicaciones de estanterías de un almacén a otro o variaciones en los elementos auxiliares de almacenaje son solo algunas de las circunstancias que pueden producirse y que afectarán a nuestros almacenes y estanterías.

Junto con la necesidad de adaptar las estanterías a especificaciones cambiantes, nos encontramos con la circunstancia de que las soluciones de estanterías más extendidas (APR o estantería convencional) para el almacenaje de paletas en altura son fácilmente modificables puesto que no se requiere ni conocimientos ni herramientas especiales.

Atendiendo a nuestra experiencia, el cambio más habitual que suele ser necesario en las estanterías convencionales para carga paletizada es la variación de las alturas de los niveles de carga. Esto generalmente se produce por variaciones de las dimensiones de las unidades de carga a almacenar.

Es precisamente esta facilidad para cambiar las especificaciones de la estantería donde reside uno de sus mayores peligros. Siempre hay que tener presente que al cambiar la ubicación de los elementos de nuestra estantería estamos modificando las prestaciones de esa estantería pudiendo por ejemplo estar reduciendo su capacidad de carga.

Nuestro consejo de actuación para acometer modificaciones en la configuración de las estanterías es el recogido en los siguientes puntos y que además es el recogido en la norma UNE EN 15635:2010 en su apartado 7, es:

  1. Siempre consultar los cambios previamente con el proveedor o un experto, y obtener confirmación por escrito. Las estanterías son equipamientos diseñados a la medida teniendo en cuenta las características operativas de cada empresa y de cada almacén. La modificación de la configuración de una estantería puede suponer importantes cambios en las prestaciones (como son las capacidades de carga) de la estantería.
  2. Realizar las modificaciones con personal formado y cualificado que pueda seguir y aplicar las instrucciones de montaje facilitadas por el proveedor.
  3. Aplicar las normativas vigentes en cuanto a tolerancias, desplomes, etc.
  4. Para cualquier cambio u actuación sobre las estanterías, asegurarse previamente que estén las estanterías descargadas.
  5. No incorporar ningún añadido soldado o atornillado sin previa autorización del proveedor o persona experta. La aplicación de calor por medio de procesos de soldeo modifica las características físico-químicas del material base de las estanterías que es el acero.
  6. Ante cualquier cambio se impone la revisión de las placas de características obligatorias para en su caso solicitar la actualización de las mismas de acuerdo con la nueva configuración, y sustituirlas en la estantería. El contar con placas de características actualizadas y en lugar visible, además de ser una buena práctica es un requisito legal al que hay que dar cumplimiento.
  7. En caso de existencia de arriostrados verticales y si se cambiase la distribución de los largueros de carga en altura, la posición de los nudos de los arriostrados se han de reposicionar correspondientemente. Además es preciso asegurar que estos arriostrados están correctamente instalados y tensados para que desempeñen correctamente la función para la que fueron diseñados y instalados.
  8. En caso de traslado de estanterías de un lugar a otro hay que tener en cuenta las propiedades del suelo para asegurarse que tiene características al menos iguales que en la ubicación original. Las condiciones del suelo son fundamentales para determinar las cargas admisibles de la estructura.

En resumen, los cambios en la configuración de las estanterías sí son posibles pero han de realizarse contando con la confirmación previa por parte del proveedor o persona experta, y han de ser ejecutados por personal cualificado para ello. Adicionalmente es necesario guardar registro escrito de todas estas actuaciones sobre las estanterías que nos permiten hacer un seguimiento histórico de la estantería en cuestión.

De no hacerlo así podemos estar reduciendo las cargas admisibles de una forma sensible sin saberlo, poniendo en riesgo personas y bienes, y estaremos además asumiendo a ciegas una responsabilidad por cambios en un equipo de trabajo que no corresponde asumir por parte del usuario final. Desde Noega Systems recomendamos siempre acudir al asesoramiento de un experto en estanterías y sistemas de almacenaje.

ESTANTERÍAS DAÑADAS: UNA IMAGEN VALE MÁS QUE MIL PALABRAS

Siniestro de estantería

 

En un almacén generalmente encontramos estanterías, carretillas y personas, y es precisamente esta combinación lo que produce situaciones de peligro.

Las estanterías se deterioran con el uso, fundamentalmente en la interacción entre máquinas de manutención (carretillas) en las operaciones de carga y descarga, así como en las maniobras de circulación y aproximación a las estanterías.

Los sistemas de almacenaje que no estén convenientemente inspeccionados y mantenidos ven disminuidas sus prestaciones originales (capacidades de carga) y pueden provocar accidentes con consecuencias negativas para bienes y personas.

A continuación veréis fotos de elementos de estanterías deterioradas y en uso.

Larguero doblado

Larguero inservible golpeado en el centro y con carga almacenada

Puntal golpeado

Puntal golpeado con rotura y deformación permanente que tiene que ser sustituido.

Puntal deteriorado

Puntal seccionado y separado de la placa base.

 

 

No todos los daños que se producen en las estanterías son tan evidentes como los mostrados en estas fotos. Actuar sobre ellos parece evidente aunque en ocasiones y aun pareciendo increíble, se siguen utilizando como si nada ocurriese. Otros daños son menos visibles y sin embargo pueden ser potencialmente muy peligrosos.

 

 

La normativa actual vigente que recoge el estado de la técnica exige que las estanterías sean inspeccionadas por un experto independiente al menos 1 vez al año.

 

No dejes que las estanterías de tus almacenes queden sin inspeccionar y establece la realización de inspecciones visuales y cuenta con un plan de mantenimiento de tus estanterías.

 

 

 

Es responsabilidad de todos tener almacenes y estanterías seguras.

LA SEGURIDAD DE LAS ESTANTERÍAS: CINCO PERCEPCIONES ERRÓNEAS

Foto

Las estanterías metálicas industriales y los sistemas de almacenaje en general son estructuras que soportan grandes cargas en altura. Los elementos portantes de estas estanterías son generalmente perfiles conformados en frío de pared estrecha y con perforados en toda la altura de los perfiles.

Las maniobras de carga y descarga de las estanterías realizadas con los equipos de manutención (carretillas, etc.) producen deterioros en los elementos críticos haciendo que la estantería vea reducidas su nivel de prestaciones con el que fueron diseñadas (capacidad de carga).

Hoy en día aún son pocos los responsables logísticos de las empresas y sus gerencias que dan la importancia debida a la seguridad de las estanterías. Se enumeran a continuación las 5 percepciones erróneas más comunes con las que nos podemos encontrar.

1. NO EXISTE REGULACIÓN NI NORMAS SOBRE LA SEGURIDAD DE LAS ESTANTERÍAS (percepción errónea 1):

Esto no es así. Las estanterías y sistemas de almacenaje son equipos de trabajo que están sometidos a los dispuesto en el Real Decreto RD 1215 de 1997 “Disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización de equipos de trabajo”.
Por su parte el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el trabajo tiene publicada la Nota Técnica de Prevención NTP 852 “Almacenamiento en estanterías metálicas”.
Y finalmente el estado último de la técnica en cuanto a aplicación, mantenimiento e inspección de equipos de almacenaje se recoge en la norma UNE EN 15635 “Almacenaje en estanterías metálicas. Aplicación y mantenimiento de equipos de almacenaje”.
Por lo tanto SÍ EXISTEN normas y disposiciones legales que regulan la seguridad de las estanterías y de los sistemas de almacenaje, y estas se han de observar y aplicar.

2. NO ES NECESARIO INSPECCIONAR LAS ESTANTERÍAS (percepción errónea 2):

Esto tampoco es cierto. El Real Decreto 1215 de 1997 anteriormente aludido indica en el artículo 4 “Comprobación de los equipos de trabajo” que se han de someter a comprobaciones periódicas (inspecciones) por personal competente, guardando registros escritos que podrán ser requeridos por la autoridad laboral, y que se ha de aplicar la normativa específica que sea de aplicación, que en este caso es la norma UNE EN 15635.

3. NO EXISTEN RESPONSABILIDADES RESEÑABLES EN CUANTO A LAS ESTANTERÍAS (percepción errónea 3):

Falso. La responsabilidad del empresario y de los mandos designados con funciones de responsabilidad tanto operativa como de seguridad tienen total responsabilidad sobre la seguridad de los trabajadores.
El Real Decreto 1215 dedica todo un artículo a ellos: Artículo 3. Obligaciones del empresario. Aquí se dice claramente que ha de velar activamente por un correcto mantenimiento del equipo, por eliminar o reducir al máximo los riesgos para los trabajadores, y por formar a los trabajadores sobre los riesgos en el uso de los equipos de trabajo.

4. LAS ESTANTERÍAS NUNCA SE CAEN (percepción errónea 4):

Evidentemente falso. Las estanterías sí se caen. Nuestra experiencia nos dice que con el uso normal las estanterías son golpeadas por los equipos de manutención y las unidades de carga, reduciendo las prestaciones del equipo y poniendo en alto riesgo a las personas que trabajan más directamente con los equipos de almacenaje.
A diario se producen incidentes menores como pueden ser caídas de unidades de carga o similares. Y en casos muy graves se llega a ocasionar colapsos completos de almacenes.

5. MI GENTE DEL ALMACÉN PUEDE MODIFICAR Y ADAPTAR LAS ESTANTERÍAS SIEMPRE QUE SE NECESITE (percepción errónea 5):

Además de falso es muy peligroso. Modificar la configuración de una estantería es algo sencillo teniendo en cuenta que no se precisa herramientas especiales y es muy fácil mover elementos. Pero en esta sencillez reside precisamente su peligrosidad, ya que no tiene correlación con las consecuencias que acarrean estas modificaciones y que pueden modificar gravemente las prestaciones de los equipos.
El cambio de configuración de las estanterías solo se debe realizar por personal adecuadamente formado y previa consulta al proveedor del equipo y aprobación por este. No asumas responsabilidades que no te corresponden.

El almacenaje de mercancía en altura es una habilidad que se aprende. Los empleados necesitan estar adecuadamente formados sobre la utilización correcta y segura de los equipos, y sobre los riesgos que conlleva la utilización de los mismos.

El contar con equipos de almacenaje seguros es una responsabilidad compartida que requiere el compromiso a todos los niveles organizativos de la empresa, y se han de habilitar los recursos monetarios y de tiempo necesarios para alcanzar este objetivo.

BENEFICIOS QUE APORTAN LAS INSPECCIONES DE ESTANTERIAS

Conseguir lugares de trabajos seguros y productivos es una obligación jurídica y social de todos, que a su vez revierte en beneficio de todos: empresarios, trabajadores, y la sociedad en general. La seguridad, la calidad, la eficiencia y la productividad son aspectos de la realidad empresarial que van de la mano.

Estanteria-convencional-Noega

Estanterías convencionales de almacenaje

Las inspecciones de estanterías realizadas por personas expertas con la formación y experiencia adecuadas es la mejor y única manera de asegurarse el contar con sistemas de almacenaje seguros y poder mantener las estanterías de acuerdo al estado de la técnica vigente y la legislación aplicable.

Pero, ¿qué beneficios concretos se obtienen de la inspección de sistemas de almacenaje y estanterías, por qué se deben de inspeccionar las estanterías?

Realmente estos beneficios son muchos. A continuación se enumeran los más reseñables:

  • Prevenir de riesgos laborales que puedan causar daños al trabajador, a las cosas o al patrimonio.
  • Cumplir con la legislación vigente en cuanto a la seguridad de equipos de trabajo y la responsabilidad que emana de ello. Contar con instalaciones revisadas e inspeccionadas (obligación establecida por el legislador).
  • Reducción de la posible exposición a procedimientos civiles o penales por la concurrencia de accidentes o lesionados.
  • Disponer de una evaluación objetiva y profesional sobre la situación real de los equipos de almacenaje.
  • Identificación de deficiencias: documentales, estáticas, de montaje.
  • Identificación y valoración de daños en las estanterías: golpes, roturas, desgarros, etc.
  • Determinar y conocer las acciones a realizar sobre los equipos de almacenaje para subsanar las deficiencias detectadas y obtener instalaciones de almacenaje validadas para su uso.
  • Poner en conocimiento del empresario y de los responsables encargados sobre otros factores a tener en cuenta relacionados con los sistemas de almacenaje (deficiencias en cuanto a documentación, en cuanto a registros de revisión, disponer de PRSES, etc.).
  • Incrementar la concienciación de todos los estamentos de la empresa sobre la importancia de las estanterías y su seguridad. Concienciar sobre el uso seguro de los sistemas de almacenaje. Dar una señal clara por parte de la dirección al resto de la empresa sobre la importancia de la seguridad en los almacenes y de los sistemas de almacenaje y estanterías. Informar y concienciar sobre los potenciales riesgos de trabajar con sistemas de almacenaje.
  • Mostrar pro actividad, compromiso y liderazgo de la empresa frente a los diferentes agentes de la empresa (trabajadores, proveedores, clientes, accionistas, etc.).
  • Incrementar la productividad por reducción de accidentes y la creación de un ambiente laboral adecuado.
  • Mantener o incrementar la capacidad de almacenaje resultado de contar con estanterías en perfecto estado.
  • Mayor nivel de protección de los bienes y materiales almacenados.
  • Identificación de daños recurrentes y repetitivos sobre los que se podrá actuar para evitar que se continúen produciendo en el futuro.
  • Mejora continua de la operativa de almacenaje. Métodos de trabajos más productivos y eficientes.
  • Reducción de costos de operación y de daños a la propiedad.
  • Reducción de tiempos perdidos por interrupción del trabajo y por ende mayor tiempo disponible de producción.
  • Adquisición y conservación de clientes. Nuestros clientes pueden llegar a exigirnos inspecciones de los sistemas de almacenaje como método de aseguramiento de nuestra prestación de servicio hacia ellos.
  • Proteger y mejorar la imagen de marca de la empresa así como su prestigio.
  • Cumplimiento de los compromisos derivados de la Responsabilidad social corporativa. Consideración de las repercusiones económicas, sociales y ambientales.
  • Gestión del coste de los seguros. Potencial bonificación en las primas.
  • Mayor confianza de inversores y accionistas.
  • Disponibilidad de trabajadores formados y competentes.
  • Aplicación de procesos de supervisión y revisión continuos. Implementación de procedimientos de inspección y mantenimiento. Reducción de costes imprevistos.
  • Motivar a otras empresas, fundamentalmente proveedores a que sigan nuestro ejemplo incrementando la seguridad de sus almacenes y por ende incrementando el nivel de servicio que prestan a nuestra empresa.
  • Mejora la calidad de vida del trabajador.
  • Menor estrés sicológico y mayor tranquilidad para los trabajadores y sus familias al desempeñar su labor en entornos más seguros.
  • Incremento de la motivación, compromiso, cooperación y mejor estado de ánimo en el puesto de trabajo.

Aspectos negativos de no hacer inspecciones de los sistemas de almacenaje:

  • No cumplir con los requisitos legales y normativos en vigor.
  • Desconocer el estado real de nuestros sistemas de almacenaje y estanterías (este desconocimiento no exime de la responsabilidad).
  • Sistemas de almacenaje mal mantenidos y dañados.
  • Malas condiciones del lugar de trabajo.
  • Mayor probabilidad de ocurrencia de accidentes.
  • Costes elevados provocados por accidentes.
  • Potenciales lesiones personales y daños materiales.
  • Pérdida de confianza por parte de los clientes, trabajadores y accionistas.

Los beneficios que se obtienen por la realización de inspecciones de estanterías son muchos. No ponga en juego la seguridad de sus trabajadores y de su empresa.

INSPECCIÓN DE ESTANTERÍAS: ¿SON NECESARIAS?

Secuencia

En países como Alemania o Reino Unido las inspecciones de estanterías están plenamente implantadas y aceptadas por los usuarios de sistemas de almacenaje desde hace muchos años. Someter las estanterías a inspecciones periódicas por un experto competente siguiendo la normativa y legislación vigente es lo normal.

En España las inspecciones técnicas de estanterías (www.InspeccionTecnicaDeEstanterias.com) son relativamente novedosas. Se puede decir que la publicación en el año 2010 de la norma UNE EN 15635 “Almacenaje en estanterías metálicas. Aplicación y mantenimiento de equipos de almacenamiento” supuso un impulso importante de concienciación en cuanto a la seguridad de las estanterías. Esta norma es la que recoge el último estado de la técnica y la que especifica cómo se han de realizar las inspecciones de sistemas de almacenaje y de estanterías. Entre otras cosas dice que los sistemas de almacenaje y las estanterías metálicas tienen que someterse a una inspección por un experto al menos 1 vez cada 12 meses.

Hay que tener en cuenta además que las estanterías son equipos de trabajo y que como tales están regulados por el Real Decreto RD 1215 de 1997 “Disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización de equipos de trabajo”, según el cual las estanterías como equipos de trabajo tienen que ser inspeccionadas de forma regular de acuerdo a las normas técnicas de aplicación y guardando además registros escritos de estas inspecciones que han de estar a disposición de la autoridad laboral. Podéis acceder a este Real Decreto en www.insht.es.

También cabe destacar la Nota Técnica de Prevención NTP 852 “Almacenamiento en estanterías metálicas” publicada por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo, que es una referencia imprescindible en cuanto a la seguridad en el almacenamiento en estanterías metálicas. La NTP 852 se puede descargar en www.InspeccionTecnicaDeEstanterias.com.

Por lo tanto desde el punto de vista legal y normativo se concluye que son necesarias las inspecciones de estanterías. Pero vayamos más allá.

Las estanterías se deterioran con el uso. Fundamentalmente por la operativa con equipos de manutención que golpean los elementos estructurales durante las maniobras de carga y descarga de las estanterías. Como consecuencia las prestaciones originales (como es la capacidad de carga) se ven reducidas incrementándose el riesgo de accidentes, aumentando el peligro para operarios de los almacenes y también para la mercancía almacenada.

Y recordad, el desconocimiento no exime de la responsabilidad. El empresario, la propiedad o el operador de los equipos de almacenaje tienen la obligación y la responsabilidad de velar activamente por la seguridad de sus trabajadores y mantener las estanterías en buen estado de funcionamiento. La seguridad e incluso la vida de los trabajadores en nuestros almacenes están en juego y son mucho más importantes que las obligaciones legales y normativas que existen.

A %d blogueros les gusta esto: